21 de Junio de 2018
Portal Educativo de las Américas
  Idioma:
 Imprima esta Página  Envie esta Página por Correo  Califique esta Página  Agregar a mis Contenidos  Página Principal 
¿Nuevo Usuario? - ¿Olvidó su Clave? - Usuario Registrado:     

Búsqueda



Colección:
La Educación
Número: (122) III
Año: 1995

Ilustraciones en los libros gubernamentales

Un análisis de las ilustraciones que acompañan el texto en cada capítulo reveló un énfasis en ciertas actitudes hacia determinados grupos étnicos. En el presente estudio, se basó el análisis sobre información recogida con el Illustration Evaluation Form (véase Apéndice 3). Para el propósito de este análisis, la etnicidad de un carácter en una ilustración se basó en el uso de traje tradicional de los mayas tales como el corte, el güipil, la faja, los caites, el perraje y la jerga. Aun en los libros del programa bilingüe PRONEBI, la gran mayoría de los hombres se vestían con pantalones, camisas y sombreros de estilo occidental moderno y por lo tanto, el único elemento de ropa por lo cual fue posible determinar si un carácter varón era indígena fue los caites. En aquellos casos en que no era posible determinar con certeza la etnicidad de un carácter por la ausencia de ropa indígena tradicional se colocaron a los caracteres en la categoría de etnicidad “Indeterminate” (indeterminado). También de suma importancia para un entendimiento de la proyección de imágenes étnicas en las ilustraciones fue un análisis del ambiente y el tipo de actividad en que cada miembro de los grupos étnicos fueron presentados en las ilustraciones.

Juntas las serie de PRONEBI y de CENALTEX (Texto básico) contenían unas 1.555 ilustraciones con mas de 4.141 caracteres humanos. El 31,5% de ellos fueron identificados indígenas, el 2% español, otro 2% criollo/ladino y un 0,1% garífuna (descendientes de esclavos africanos introducidos a la costa Atlántica por los ingleses). La étnicidad de aproximadamente 64,4% no fue posible determinar. De los caracteres indígenas aproximadamente 10.4% se vestían en ropa precolombina y el 12,6% usaban traje tradicional visto hoy día en Guatemala. La mayoría de los hombres indígenas y todos las figuras masculinas de otros grupos étnicos se vestían en ropa occidental moderna.

Los libros de PRONEBI contenían tres veces más caracteres indígenas en las ilustraciones que los libros de la serie Texto básico mientras caracteres españoles aparecieron dos veces más frecuente en los libros de la serie Texto básico que en la serie PRONEBI. Y los caracteres criollo/ladino se veían ocho veces más frecuente en los libros Texto básico que en los de PRONEBI. Estos resultados mostraron el énfasis étnico de cada serie. Ya que el alumnado indígena inscrito en el programa bilingüe PRONEBI representó aproximadamente tan sólo el 20% de la total población escolar, estos resultados indicaron, comparando solamente los libros gubernamentales, que la mayoría de niños estudiantiles, sean indígenas o ladinos, recibieron la mayoría de sus imágenes e información sobre etnicidad de la serie Texto básico con su énfasis en la cultura ladina.

Aunque la mayoría de los caracteres se presentaron en un ambiente escolar, existían varias diferencias distintas entre los libros de ambas series en cuanto al ambiente y tipo de acción en las ilustraciones no-escolares. En la serie PRONEBI los caracteres, quienes eran exclusivamente indígena, se presentaron en su mayoría en un ambiente rural en lo cual las mujeres realizaron quehaceres domésticos y los hombres trabajo agrícola o manual o ejerciendo artesanía. Los caracteres en la serie Texto básico en su mayoría aparecieron jugando o asistiendo ceremonias religiosas, en trabajo agrícola, deportes, trabajo técnico y trabajo profesional o en una oficina.

Muy pocas ilustraciones en ambas series mostraron interacción étnica. La interacción más frecuente, con cinco ilustraciones en la serie Texto básico y cuatro en la serie PRONEBI, se relacionó con el conflicto y el combate de la invasión española. En una de estas gráficas apareció un hombre indígena restringido por varios hombres españoles quienes le marcaron con un hierro ardiente. En otras dos ilustraciones a los indígenas se los mostraron en posiciones de subyugación a los españoles quienes les mandaron a realizar trabajo forzado de construcción.

Una ilustración importante por su énfasis en el comportamiento amable de los mayas hacia los españoles en el libro del tercer grado de PRONEBI mostró la recepción pacífica del conquistador Pedro de Alvarado por los jefes kaqchikeles, B’eleje’ K’at y Kaji’ Imox. El contraste en imágenes españoles e indígenas en este libro podría ser interpretado como otro ejemplo de una crítica indirecta dirigida hacia los sectores dominantes por su trato histórico a los indígenas.

La interacción de segunda frecuencia en estas series fue la del juego. En cuatro ilustraciones aparecieron niños y niñas indígenas y ladinos jugando juntos en armonía.